Insólito: un vuelo con 300 personas debió regresar al aeropuerto por un pasajero con diarrea

El Airbus A350 despegó con destino Atlanta-Barcelona, pero tuvo que dar la vuelta por un inconveniente de salud. «Un turista tuvo diarrea a lo largo del avión, por lo que querían que regresáramos», explicó el piloto.

El insólito episodio ocurrió en la compañía Delta Air Lines, un pasajero con diarrea, un vuelo con 300 personas debió regresar al aeropuerto. El Airbus A350 despegó con destino Atlanta-Barcelona, pero tuvo que dar la vuelta por un inconveniente biológico. «Un turista tuvo diarrea a lo largo del avión, por lo que querían que regresáramos», explicó el piloto.

egún los testigos, una persona sufrió un accidente mientras el avión volaba sobre Virgina, Estados Unidos. El sujeto presentó un cuadro fuerte de diarrea que afectó al resto de los pasajeros y obligó que la aeronave de la vuelta y regrese al aeropuerto.

«Es simplemente una cuestión de riesgo biológico: tuvimos un pasajero que tuvo diarrea a lo largo del avión, por lo que querían que regresáramos a Atlanta», explicó el piloto a la torre de control de tráfico aéreo.

La aeronave regresó al Aeropuerto Internacional Hartsfield-Jackson, tras dos horas de viaje y, en total, se demoró 8 horas en llegar a Barcelona.

Desde Delta Air Lines informaron a CNN que «nuestros equipos trabajaron de la forma más rápida y segura posible para llevar a nuestros clientes a su destino final». Además, añadieron que «pedimos disculpas sinceras a nuestros clientes por el retraso y las molestias en sus planes de viaje».

Insólito: un perro se subió a una camioneta que estaba estacionada, arrancó y chocó
Una desopilante secuencia ocurrió en Córdoba y se volvió viral en cuestión de segundos. Un perro fue grabado por una cámara de seguridad cuando se subió a una camioneta estacionada, le dio arranque y la estrelló contra una casa.

Todo comenzó cuando Gustavo, el dueño de la casa, sacó el vehículo marcha atrás, la puso en punto muerto con la puerta abierta del lado del conductor para cerrar el portón. En ese momento, Apolo, uno de sus perros subió pensando que iba a pasear, y luego la aceleró. Al notar lo sucedido, el dueño de la camioneta intentó alcanzarla, pero no llegó y el rodado chocó contra la pared de una casa, dejando solo daños materiales.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *