Panaderías vuelven a subir sus precios tras otro fuerte aumento de la harina

Son varios los insumos básicos que se incrementaron entre el 12 % y el 18 % en los últimos días. En los mostradores, el pan supera ya los $ 700 el kilo y se actualizarán también los valores de las facturas y otros productos derivados. Comerciantes del rubro advierten que la demanda sigue cayendo.

Se conoció ayer el índice de inflación, que superó el 12 % a nivel nacional y, en este contexto, los comercios de diferentes rubros tratar de capear las complicaciones cotidianas que tienen respecto de los altos costos y una demanda cada vez más acotada. Las panaderías son uno de los sectores que sienten el golpe en los últimos meses y ahora deberán aplicar un nuevo incremento a apenas 20 días del último ajuste.

Especialmente la harina, pero en realidad todos los insumos y servicios se encarecieron de manera notoria en las últimas semanas, por lo que los comerciantes trasladarán a los mostradores al menos un porcentaje para no perder rentabilidad y sostener el proceso productivo en este escenario de incertidumbre.

«Vamos a tener que aumentar, lamentablemente, porque esto (la inflación) no tiene techo», dijo ayer Enzo Arriola, referente de los panaderos en diálogo con República de Corrientes. En este sentido, expresó que «la materia prima no paró de aumentar y tampoco todo lo otro como los servicios».

En cuanto a la harina, Arriola comentó que la suba en estos últimos días fue entre el 12 % y el 18 %, y en un índice similar se incrementaron la margarina y otros insumos básicos para la producción. Ante esto, a más tardar mañana los aumentos impactarán en los mostradores de las panaderías.

«Es imposible trasladar todo el ajuste de los costos al consumidor, porque afectaría la demanda», dijo el referente del rubro. Es por eso que la actualización en el precio del pan rondaría entre el 7 y el 8 por ciento aproximadamente.

«Nosotros tenemos el kilo de pan a $ 680 y lo vamos a llevar a $ 720, son nada más que $ 40».

Al respecto, Enzo Arriola comentó también que «veníamos aguantando los precios, pero se hace imposible teniendo en cuenta que tenemos acuerdos paritarios que cumplir y ahora también debemos pagar el bono que anunció el Gobierno nacional. Ellos hacen las macanas y tenemos que resolver nosotros», aseveró. «Lo que vamos haciendo es repartir los aumentos para que el impacto no sea tan grande».

Harina
La Nación acordó con dos molinos un precio especial para la harina, que se encuentra subsidiada. Esta medida, aunque se presenta como una solución para evitar aumentos fuertes en los mostradores, es en realidad un beneficio al que muy pocos panaderos pueden acceder. «Para que me vendan esa harina yo tengo que vincularme con esa empresa, porque las otras no tienen, y eso genera complicaciones», señaló Arriola. Y agregó: «En todo Corrientes no deben ser más de 10 los que acceden a la harina subsidiada, contando pequeños, medianos y grandes».

En cuanto al precio, la bolsa de 25 kilos pasó de $ 4.500 a más de $ 5.000 solo en los últimos días y resulta un costo difícil de absorber para los comerciantes del rubro, que tratan de dosificar los incrementos en los mostradores para cuidar una demanda cada vez más inestable.

Ante este escenario, lo que hacen algunas panaderías es convenir un pago diferido con los molinos y otros proveedores, una alternativa que igualmente resulta riesgosa debido a la constante actualización de precios. «Les pido a mis proveedores muchas veces que me esperen unos días». Además, haciendo referencia a las maniobras que deben hacer para mantenerse a flote, Arriola expresó: «En vez de panaderos estamos por ser economistas».

La demanda mermó y la situación económica hace que se modifiquen los hábitos de compra de los clientes. «Las ventas caen, no solo ahora sino desde hace bastante tiempo», dijo Arriola. Y agregó: «Ya casi nadie compra el pan por kilo, por ejemplo, sino que piden por $ 200 o $ 300».

En cuanto a otros productos especiales como los bizcochitos, el referente graficó: «Antes tenía a una persona fija haciendo esa producción todos los días, y ahora es alguien eventual que trabaja solo tres veces por semana».

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *