Tigre sorprendió a Boca y le ganó en La Bombonera

Boca perdió 1 a 0 con Tigre con el gol de Brian Luciatti en un partido correspondiente a la tercera fecha de la Copa de la Liga. El local no perdía con el equipo de Victoria en La Bombonera desde el 2018. Con esta derrota, quedó con 3 puntos en la zona B.

La alegría que se trajo de Avellaneda tras haber clasificado a las semifinales de la Copa Libertadores le duró muy poco a Boca que trastabilló en su casa y frente a su gente a pesar de la lluvia que azotó en Buenos Aires. Con la efervescencia de su público y un recibimiento especial con fuegos artificiales y humo azul y amarillo que invadió todo el campo de juego de La Bombonera, el Xeneize perdió 1 a 0 con Tigre, jugando muy mal y dejando una pálida imagen de cara a la próxima instancia del torneo internacional.

De entrada, Jorge Almirón apostó por cuatro defensores, misma cantidad de mediocampistas y dos delanteros, colocando por primera vez a Edinson Cavani y Darío Benedetto como delanteros. Pero ambos goleadores no estuvieron a la altura del partido y el Pipa ni siquiera tuvo participación en el tiempo que estuvo en cancha.

Con respecto al 11 que alineó frente a Racing Club en la revancha por los cuartos de final de la copa, el orientador boquense mantuvo como titulares a Sergio Romero, Nicolas Valentini, Luis Advíncula, Equi Fernández y el atacante uruguayo de 36 años. Justamente, Chiquito Romero fue el más aplaudido cuando la voz del estadio dando a conocer las alineaciones entonó su nombre y apellido como también Fernando Gayoso, entrenador de arqueros del plantel de Primera División xeneize y gran responsable de asesorar al golero en la definición por penales en Avellaneda que le permitió al conjunto de La Ribera avanzar a las semifinales de dicho campeonato internacional.

De entrada, el local se adueñó de la pelota mientras que el Matador esperó en su campo con dos líneas de cuatro más Aaron Molinas y Tomas Badaloni en la delantera para salir de contragolpe. De entrada, la estrategia de Almirón fue atacar por la izquierda con la velocidad de Ezequiel Zeballos. El delantero santiagueño aprovechó su desequilibrio para sacarse de encima en varias oportunidades a su marca Héctor Garay que la pasó mal al inicio pero después se fue acomodando y lo marcó muy bien al juvenil.

La defensa xeneize estuvo integrada por Marcelo Weingandt, Bruno Valdez, Valentini y Marcelo Sarachi. Los cuatro no anduvieron bien y dejaron muchos espacios para el ataque rival. Los mediocampistas fueron Luis Advíncula por derecha, Jorman Campuzano y Equi el centro y el Changuito por la izquierda. El peruano careció de movilidad ya que estuvo muy pendiente de la subida de Lucas Menossi, el cerebro del equipo de Victoria. A Campuzano y Fernández le costó elaborar juego por el medio y la única alternativa de generar peligro fue la velocidad del atacante de 21 años.

A los 14´, la primera aproximación fue de la visita a pesar del dominio de la pelota que mantenía el dueño de casa. Alexis Castro probó con un remate que se fue por encima del travesaño. Recién en la siguiente jugada el equipo de Almirón tuvo su primera situación producto de una pelota parada. Centro del Changuito desde la izquierda y en el segundo palo la tocó Equi Fernández pero contuvo el golero Santiago López.

En el primer cuarto de hora, el dueño de casa tuvo el manejo del balón de un sector al otro pero le costó romper líneas defensivas. No obstante, fue Tigre el que más cerca estuvo de abrir el marcador. Porque un buen centro de José Paradela le permitió a Tomás Badaloni de cabeza mandar la pelota muy cerca del palo izquierdo del arco defendido por Chiquito Romero. En la siguiente jugada, Alexis Castro estuvo a centímetros de marcar el primero. El mediocampista quedó de frente a Chiquito y no pudo definir de emboquillada. A partir de esas dos llegadas, Boca se despertó porque entró en juego Zeballos sobre el carril izquierdo para probar con un disparo de afuera del área que contuvo López sin dar rebote.

A esa altura, el juego era de ida y vuelta. El local tuvo mayor tiempo la pelota pero cuando la visita la recuperaba, atacaba directo y era más vertiginoso. A pesar del dominio xeneize, el conjunto de Victoria abrió el marcador a través de un tiro de esquina. Centro desde la izquierda de Aaron Molinas (su pase pertenece a Boca, pero está a préstamo en Victoria) y en el punto penal cabeceó Brian Luciatti para marcar el 1 a 0.

A partir de ese momento, el público local comenzó a entonar el famoso “movete Boca movete, movete deja de joder, que esta hinchada está local, hoy no podemos perder”. Sin embargo, el apoyo de La 12 no alcanzó para que el equipo de Almirón levante su nivel. Tigre siguió atacándolo, buscando el segundo tanto. Molinas intentó de larga distancia, pero Romero controló sin dar rebotes. Boca se fue al descanso perdiendo por la mínima diferencia y siendo superado por la visita que mostró un rendimiento que fue de menor a mayor y le permitió ponerse en ventaja.

En el entretiempo, Almirón movió el banco de suplentes. Ingresó Vicente Taborda por Benedetto y el equipo se paró de otra manera. Cuatro defensores, el doble cinco integrado por Campuzano y Fernández en la mitad de cancha, tres mediocampistas más adelantados Advíncula, Taborda y Zeballos, y con Cavani de punta.

Sin embargo, esta modificación de esquema no cambió la tónica del partido. Porque Tigre estuvo más cerca del segundo en tres oportunidades que el local del empate. Primero, con una volea de Menossi que se fue desviada. Luego, Castro quedó mano a mano con Chiquito Romero que contuvo sin problemas y tercero, un cabezazo del Robert Rojas que cayó en las manos del ex arquero de la selección argentina.

A partir de ese instante, Boca se despertó sabiendo que era superado por la visita. Sin ideas futbolísticas, apeló al desparpajo de Zeballos y al buen manejo de la pelota de Taborda para contraatacar. Lo tuvo Cavani de tiro libre pero Rojas respondió bien y mandó la pelota al córner. En la siguiente jugada, el uruguayo no pudo conectar de lleno tras un centro del Changuito y le quedó nuevamente al guardameta paraguayo. Sobre el final del cotejo, el delantero de Salto nuevamente tuvo una chance de llegar al empate, pero López se lo impidió. El arquero paraguayo sin dudas fue la figura del partido.

Síntesis
Boca (1): Sergio Romero; Marcelo Weigandt, Bruno Valdez, Nicolás Valentini, Marcelo Saracchi; Luis Advíncula, Ezequiel Fernández, Jorman Campuzano, Exequiel Zeballos; Darío Benedetto y Edinson Cavani.. DT: Jorge Almirón.

Tigre (0) Santiago Rojas López; Héctor Garay, Robert Rojas, Brian Luciatti, Sebastián Prieto; Lucas Menossi, Sebastián Prediger ©; Alexis Castro, José Paradela; Aaron Molinas y Tomas Badaloni. DT: Lucas Pusineri.

Goles: Luciatti (TI)

Árbitro: Yael Falcón Pérez

Estadio: Alberto J. Armando

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *