Trabajadores del Garrahan en alerta ante las propuestas de Milei para privatizar la salud

Convocados por «la defensa del hospital y al fortalecimiento del sistema de salud público gratuito y de calidad», la Asociación de Prefesionales y Técnicos del Hospital Garrahan declaró el estado de alerta y movilización.

La Asociación de Profesionales y Técnicos (APyT) del Hospital Garrahan decidió este miércoles el estado de alerta y movilización y convocó para el jueves a asamblea de trabajadores en rechazo de los discursos opositores privatistas de la salud, y sostuvo que «la salud es un derecho y no un gasto o un negocio», aseguró el sindicato.

El encuentro del personal se realizará a las 13.30 en el aula del segundo piso del establecimiento, en Combate de los Pozos al 1.800 de la ciudad de Buenos Aires, informó la secretaria general de la entidad, Norma Lezana, en un comunicado.

«La única deuda es con el salario y el reconocimiento profesional. El gremio convoca al personal del Garrahan y a toda la comunidad hospitalaria a organizarse en defensa propia y de los derechos conquistados», puntualizó el documento.

Lezana convocó a «la defensa del hospital y al fortalecimiento del sistema de salud público gratuito y de calidad», por lo que el sindicato decidió el alerta ante «el avance sobre los derechos de los trabajadores y de la población a la salud», y añadió que el personal del Garrahan tomó como propia la defensa del Conicet, que el candidato presidencial de La Libertad Avanza (LLA), Javier Milei, advirtió que cerrará.

«La salud es un derecho y no una mercancía. No es un gasto sino una inversión. Es preciso no volver al pasado y tampoco resignarse a lo que está mal. En las últimas décadas hubo un progresivo vaciamiento de los derechos sociales, entre ellos la salud. Si no retrocedió aún más, fue por la lucha y el sostén social», enfatizó.

Para el gremio, es comprensible «el enojo de una parte muy importante de la población que no puede acceder a derechos básicos», aunque advirtió que «nada de eso se resuelve suprimiendo lo que queda y con discursos privatistas de la salud».

«Ante esos discursos a favor de vouchers y otras variantes ya probadas en el mundo con resultados desastrosos, el gremio sostiene que no existe un solo modelo que pueda mostrar superioridad frente a la salud pública. El Garrahan es una referencia emblemática y una conquista en ese sentido. Hay que fortalecerlo con más presupuesto y derechos, con salarios equivalentes a la canasta básica, más personal, aparatología e insumos y salud de calidad y primer nivel», puntualizó.

Lezana sostuvo que «la forma de combatir las campañas ideológicas y el avance de las posiciones privatistas y antiderechos no es con spots de campañas ni relatos sino con medidas concretas y urgentes para garantizar que la población acceda a los alimentos y terminar con el 50% de ciudadanos en situación de pobreza», añadió.

Lezana exigió «una urgente actualización salarial frente a la última devaluación del peso, porque el básico y la dedicación funcional pierden todos los años», concluyó.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *